COMO FOTOGRAFIAR

Magníficos detalles de un jardín zen en monocromo minimalista

 

Uno de los puntos fuertes del minimalismo en la fotografía es su gran utilidad para capturar los gloriosos detalles de una escena. De esta manera, puede ser más creativo al llamar la atención sobre formas, texturas y patrones interesantes. Un gran ejemplo es la serie a continuación de Hashira Yamamoto, que es una muestra simple pero llamativa de la estética Zen en los tradicionales jardines de rocas japoneses.

Si eres fanático de los espacios cuidadosamente diseñados y los detalles intrincados, estoy seguro de que apreciarás la tranquila belleza de los jardines zen que aparecen en esta serie monocromática. Para los que no están familiarizados, el trabajo de Yamamoto es una elegante introducción a la serena simplicidad y el ambiente pacífico por el que son conocidos estos espacios.

Dando un sentido de lugar a través del ingenioso espacio

Según Yamamoto, también es un investigador apasionado por los viajes, la naturaleza y los problemas medioambientales. Todos estos intereses y su práctica profesional confluyen en un estilo visual propio: sencillo y limpio, con más atención a los detalles e influenciado por la fotografía tradicional.

La serie presenta el Templo Tofuku-ji en Kioto, uno de los templos más antiguos de la ciudad. sin embargo, el jardín actual es una recreación del historiador del paisaje y arquitecto Shigemori Mirei, encargado por el templo a fines de la década de 1930 o principios de la de 1940. Yamamoto también señaló que el jardín tiene cuatro iteraciones diferentes que rodean el hojo, o las habitaciones del monje.

Me encanta cómo esta serie encapsula las características visuales y la atmósfera que hacen del templo y su jardín zen uno de los famosos monumentos históricos de Kioto. Estos incluyen el “mar” de arena cuidadosamente rastrillado, el patrón de tablero de ajedrez de piedra y musgo y la disposición de rocas que representa las montañas sagradas.

Para el toque final, agrega el tono sepia a sus fotos monocromas, que recuerda a la fotografía tradicional. Lo hace utilizando un proceso de impresión a la albúmina para lograr un aspecto envejecido pero también clásico. Creo que es una forma realmente hermosa de rendir homenaje a la larga historia del templo.

Utilizando el minimalismo monocromático como tributo a los detalles

Si bien muchos fotógrafos inicialmente optarían por tomas extensas de los terrenos del templo, Yamamoto optó por llamar la atención sobre los hermosos detalles. Muchos de ellos apuntan al arte de la arquitectura histórica japonesa en sí. Al combinar el minimalismo con imágenes monocromáticas, se alienta a los espectadores a observar más de cerca cómo las texturas y los patrones se unen para crear este espacio único.

En su conjunto, la serie sugiere fuertemente que estamos viendo piezas de un rompecabezas que es claramente Japón. Es especialmente el caso de aquellos que están muy familiarizados con la cultura japonesa.

Si estás buscando una nueva forma de fotografiar lugares familiares, ¡espero que este trabajo te inspire a experimentar con detalles interesantes y llamativos!

No olvide visitar Sitio web de Hashira Yamamoto y Cartera de Behance para ver más de su trabajo.

Todas las fotos por Hashira Yamamoto. Usado con Creative Commons permiso.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar